No creerás lo que el gobierno no quiere que sepas que escribí.


Hoy, cuando más se necesitan los principios básicos del periodismo, brillan por su ausencia. Y aunque la honestidad, objetividad y esas cosas moralmente correctas también están un poco ausentes de los medios, no son estos a los que me refiero.

En clases, talleres, conferencias, en todos lados no recitaban las preguntas que un texto debe de responder para informar de la forma más completa posible: qué, quién, cuándo, como y porque y en todas las notas podíamos encontrar casi en primer lugar la respuesta del dónde: Hermosillo, Son.- Bla bla bla bla bla, aunque fuera el periódico de la colonia, pero hoy, cuando hay miles de fuentes de información fácilmente confundibles, a los redactores les vale un cacahuate poner en dónde pasó la acción, creen que como están escribiendo en la página de su ciudad, nadie va a necesitar esa aclaración ¡¡¡pues les recuerdo que Google nos lleva a páginas de todos lados!!! y yo necesito saber de dónde es la nota para saber si me importa o no.

Títulos creativos, entre que en Hermosillo nos sorprende todo y no creeremos lo que el gobierno no quiere que sepamos, parece que los redactores de titulares no saben de que otra manera llamar nuestra atención. Lo peor del caso es que funcionan -_-.

No recuerdo quién fue, pero me quedó muy claro el mensaje que me dieron sobre el tiempo de los lectores, que debemos de respetarlo y que de ser posible se diera toda la información importante desde el principio por si no terminaban de leer la nota, que al menos estuvieran informados. Pues ahora parece que los de medios creen que tengo todo el día libre para picarle a los enlaces con títulos que no me dicen nada y solo alimentan mi gran morbo.

Se que hay una guerra por obtener más visitas a la página y que muchos medios no son periodísticos, pero me gana el coraje de que todo se haga para el beneficio de la estadísticas, visitas, tiempo de sesión, etc. Y perdón si yo les quité el tiempo con este texto sin sentido, solo quería aumentar una entrada a mi blog que lo tenía abandonado.
Back to Top