Yo contra el azúcar y el mundo.

No importan las buenas intenciones que tengas, la voluntad que muestres o lo determinado que estés, siempre habrá alguien que intentará hacerte desistir de lo que quieres hacer.

Yo creo que todos hemos escuchado y dicho alguna vez "no vayas al gimnasio hoy, mejor vamos a _____, no pasa nada si faltas un día", "¿estás a dieta? Pero si esta comida no te va a hacer daño" y un largo etcétera en una larga lista de temas.

Desde mi punto de vista lo hacemos porque nos encanta opinar hasta de cosas que no conocemos (justo como lo hago en este texto) y porque queremos tranquilizar con el fracaso de los demás, nuestra mente: "si los demás tampoco logran X meta, quiere decir que no fui yo el flojo, fue la situación, pero nunca jamás yo"

Soy una adicta del azúcar, hay días en los que si pudiera elegiría un pastel en vez de una comida en forma, el bobby no lo es tanto pero también tiene sus deslices, el problema es que por los dos lados hay casos fuertes de diabetes y eso nos ha hecho tener un poco de conciencia sobre los cambios en los hábitos alimenticios que por meses ya se han estado trabajando en nuestra casa.

Quiero que Camila sea saludable, no sufra de obesidad o cualquier otro efecto secundario que trae consigo el consumo de azúcar y pedí públicamente que quería la ayuda de familiares y amigos para evitar que la bebe tenga cerca este producto.

Entre comentarios chistosos y serios, los que más me llamaron la atención son aquellos que mencionaban lo casi imposible de mi meta, una en la lista de casi todas las nuevas mamás, por la batalla que se tiene que tener con todo mundo, ¿por qué si gran parte de los papás quiere alimentar bien a sus hijos y batalla para hacerlo, le ponen barreras a los otros que esperanzados creen lograrlo? ¿Por qué familiares y amigos, estando consientes de lo malo que es el azúcar y la comida chatarra, la siguen ofreciendo sin el consentimiento de los papas? Si, tu, tía y amiga gordita que no logran bajar de peso porque está bien bueno el pan y la pizza.

¿Por qué antes de señalar de ingenuo a un nuevo papá o mamá no vemos como respetar lo que está pidiendo? Todos podemos servir de apoyo a cualquier iniciativa positiva.

También estoy consciente que mi bebé crecerá, tendrá su propia personalidad y si tiene un poco del bobby y de mi, será muy necia y mula, tomará sus propias decisiones, pero mientras eso pasa, intentaré alimentarla lo más sano posible y posiblemente cuando crezca tendré preocupaciones más grandes que el azúcar o que escuche a Jenny Rivera.

Somos débiles, y nadie está exento de fallar, pero lo menos que podemos hacer como familia y amigos es apoyar toda iniciativa por ser mejores. Regáñenme muy feo la próxima vez que intente manipular para mal alguna idea positiva.

No hay comentarios

Back to Top